miércoles, 30 de abril de 2008

LA MEMORIA DESGASTADA

En momentos que flotan,
quiero morir sólo de placer,
desnudar cualquier beso,
soñar que sueño
ese sueño que no pudo ser.

Tiempos perdidos
entre nubes de sonrisas,
rumbos enterrados de versos,
espejos secos de caricias,
dibujados por la sombra de la tinta.

Rastros de pasos que explotan,
en el jardín seco del olvido,
palabras que canten estrofas,
labios que reciten suspiros
convertidos en sueños de papel.

Instantes,…en que es imposible
saber por que escribo,
…y porqué a tí.

Fotografía de Pedro Garcea

viernes, 25 de abril de 2008

LABIOS DEL OLVIDO

Nace la leña descuartizada
siempre que nace la noche completa,
oscuridad temblona o sombra de destino,
aquella,
con la que algún universo ha florecido
espantando pájaros de la púrpura tristeza.

Llave de aurora rompiéndose
en una lluvia de cristales de infinito,
vidrios de aire que sostienen estrellas,
sonrisa,
calculados placeres de primavera,
sonoros pasos de hojas entre secas.

Sonámbulo olvido que serpentea
entre ríos de nieve fresca,
mueca tortuosa que marca frontera,
nuestra,
orilla de destierro que de olas desespera,
relámpagos sedientos de tu belleza.


Angustia de la pluma que vuela
en ventanas que siempre quedan abiertas.

Por tus labios se han prendido,
los soles, rastros que quedan,
de aquella sonrisa nuestra…

martes, 22 de abril de 2008

TENGO LA MALETA HECHA


Tiemblo, al tener manos que siembran letras,
porque escucho sollozos de tristezas,
porque veo lejanía en las distancias,
por equivocarme y cambiar rumbos de mareas.

Tiemblo, si daño a alguien en el fragor de cualquier guerra,
porque siento palabras de amor desiertas,
porque los vacíos van comiendo las ausencias,
por semillar de esterilidad esta vida de tierra.

Tiemblo, por el viento que se pierde de praderas,
por los versos que se escapan en centellas,
por esa Luna que trasluce las almas eternas.

Porque busco los misterios que tiemblan,
porque he sentido una lluvia de estrellas,
tiemblo, pensando que me quisieras.


Fotografía de Vuruki

sábado, 19 de abril de 2008

NOCHE ESCONDIDA

Todos saben que lo intento,
aunque intento que no se note,
esquivando, para que me atrapes,
escapando, siempre esquivando.
Como dulce encuentro en instantes de estrellas,
como caídas miradas de Luna nueva…

Todos recuerdan mi secreto
aunque sea un secreto olvidado,
saltando mundos donde buscarte,
buscando, nunca encontrando.
Entre brillantes momentos en haces de humo de sedas,
entre errantes almas de Luna serena …

Todos esperamos que llegue
aquello que llega con la espera,
esperando, siempre esperando,
jamás llega lo que esperas.
Donde los caminos se duermen de alamedas,
donde encontré aquel rayo de Luna eterna…

Todos queremos beber de los ríos de luz, de una Luna de primavera…

Fotografía de Pedro Garcea

martes, 15 de abril de 2008

TRAVESIA DE VERSOS


Me desbordan tantos abriles
como estrellas de cielo, y sigo
silencios, …parapetados en cubiles,
donde tanto sordo como ciego,
alimento de deseos a los mastines
de la vida, un maná que resucita muertos,
una palabra bien escrita
con tachones de tinta a contratiempo.

…me superan las olas de la memoria,
agitándome a dejarlas en un papel,
en el idioma que pueda entender toda Babel,
letras, palabras, frases, pensamientos,
sentidos orquestados por el alma de los vientos,
un corazón hecho herida,
sombra de vida en perpetuo movimiento.

…me estrello contra sueños de sonetos,
campos de cuartetos esculpidos a cincel,
nubes de rima evaporadas de la boca del pincel,
campanas de espuma repicando lamentos,
alas en las velas desplegadas de sentimientos,
una mano temblona poseída,
magia de vida que hace roca del tiempo.

Me desbordan los sueños de poeta
como estrellas de cielo, y sigo
silencios, …con el barco a la deriva.

Fotografía de Reyes

jueves, 10 de abril de 2008

SUEÑO DE TRANQUILIDAD


Quisiera,
robar de tu sueños el instante de un momento,
amarte con la edad de los años,
arriesgarme en los prohibidos y mendigar la ilusión de lo incierto,
…y quisiera,
montar a lomos del viento con promesas de vacío,
estremecerme al ciento por ciento
volando a los confines de nuestro destino,
…y quisiera,
aprender el secreto frescor del desierto
para llenarte de caricias de abrigo,
rincones de libertades abarrotando un infinito.

Quisiera,
dejar de mirarte y de sentir tus latidos,
… quisiera vivir un instante sin haberte conocido.
Fotografía de Esther Rivera

martes, 8 de abril de 2008

EL ECO DE LAS PIEDRAS

Ya no quedan olvidadas hojas de agenda,
en noches de sueños candentes,
solo polvos de rastros que huellan,
caminos que siguen sendas, donde los pasos siguen caminantes.

Ya no te quedan cubiertas arboladas de mariposas,
incendios de infiernos de corazones,
solo quedan miradas furtivas y ansiosas,
ritmos de vida en el aire, ecos de gastadas canciones.

Ya no me quedan claridades mojadas de río,
sombras de almas que se enfrentan,
solo ojos que miran la luz del vacío,
mundos donde las almas se esconden y los deseos se estrellan.

¿Dónde quedaron tu letras, poeta?,
¿petrificadas en las paredes del tiempo?,
solo la roca mortificada, escucha,
lo que queda de un poeta muerto, volados guijarros conquistados al viento.


Fotografía de Pedro Garcea

jueves, 3 de abril de 2008

REFLEJO ENTRE VENTANAS


Siento…esas paredes de cuarto
repletas de baratijas, pintadas
de suelos de besos, aguantadas
por vigas de sueños muertos,
en colores desvanecidas.

Prisiones de noches dormidas
abarrotadas de corazones inquietos,
simiente del dolor de las heridas
almas jugando a escondidas,
a veces, oscuridades de los vientos.

Imagen por siempre prohibida
haciendo del sueño la vida,
sueño que cuando quiere escapa
en miradas de ojos prendidas,
ráfagas de visillos abiertos.

Un separarse de los cielos,
a veces, sin dulces despedidas,
celdas de aire enrarecidas
salidas de bocas de infiernos,
sollozos de pensamientos,
cuando te noto tras las cortinas.

Fotografía de Pedro Garcea

martes, 1 de abril de 2008

MANTOS DE ARENA


Aquel instante que brilla
guardando sus silencios,
alejado del eterno presente
esculpido en olas de hierros,
acaricia la vida con sus manos
y orquesta besos en los vientos.

Herida de agua en la piedra…
sécame las manos de cielo.

Siempre quedará resaca,
de esa ola desvanecida
y de escenas que llenan una vida,
ó cosas que lo llenan todo,
vagabundas de su universo,
poemas de almas perdidas.

Partículas de la roca mordidas…
líbrame de caricias de recuerdo.

Amontonas lomas de heridas
guijarros dormidos de tiempo,
soplos perdidos del viento
y sonrisas hechas caricias,
palabras hiladas de un verso,
canciones de olas embravecidas.

Perlas de deseo refugiadas…,¡os pido!
hacer de la búsqueda un encuentro, …antes de ser arena caída.
Fotografía de Pedro Garcea