jueves, 27 de noviembre de 2008

INEXORABLE


La vida se va por donde quiere
pasando en silencio, y al pasar
regala sonrisas en el vientre
que cosquillean en el alma,
dejando clavada su simiente
que desparrama el viento
en instantes de furiosas oleadas,
donde los sentidos se corrompen,
donde sus garras siguen alzadas,
sobresaltada de placeres
despierta y cegada por el brillo del tiempo,
hasta que tropieza con su destino
y se sorprende de lo eterno,
la vida se va sin ser obediente
camino de una noche estrellada,
andarina de historias inacabadas
sonriendo jornada tras jornada,
la vida que nació muriendo
vaga en estelas difuminadas,
dejando huellas indelebles
hacia la soledad mas desolada,
buscando nombre que ponerle
a la vida que amaneció de la nada.


Fotografía de Eyre

miércoles, 19 de noviembre de 2008

PORQUE HOY ESTA LLOVIENDO


Hoy se ha nublado el día
esperando el roce de tu cuerpo,
las caricias de tus gotas
y el embeleso de tu beso.

Como cada mañana
mientras te escucho
dejando cristales húmedos.

Oyendo susurrar al viento
enfriarse al caer en tejados y huecos
tarareando sus voces en charcos
que despierta a las piedras del sueño.

Como cada mañana
mientras te escucho
recordando recuerdos.

Mirando los grises cielos
bailando abrazado y mojado
sintiendo tu rocío de amor
que traspasa hasta llegar a los huesos.

Como cada mañana
mientras te escucho
mojándome de sueños,
quiero que sepas que te estoy esperando,
que siempre te espero.

Fotografía de Esther Rivera

jueves, 13 de noviembre de 2008

CARTA A LA MISERICORDIA


Perdóname
ser todo lo que tengo
y sentir lo que se siente,
igual da lo que haya hecho,
que calle al respirar
o que sueñe con encuentros,
disculpa
si busco soledad en los silencios
castigando con la verdad de los pretextos,
que me haga marino sin embarcar
siendo esclavo del presente
o que juegue con los secretos,
lo siento
por no poder cambiar al destino
por no saber lo que quiero,
se que te resulta imperdonable
que piense a cada instante
que te sigo queriendo.

Perdóname
Disculpa
Lo siento.

Fotografía de Pedro Garcea

miércoles, 12 de noviembre de 2008

MOVIENDO LOS OJOS

Aunque un despertar se enjugue de silencios
y quehaceres que rompan con la línea de los ojos.

Mandar abrirse
conocer la certezas
rasgar de telas los momentos,
reventar claridades
entre los angostos pasos y fríos vacíos del viento,

que te acarician mientras cuentan
lo que los oídos inventan
en un soplo que exhala
los mundos encerrados tras una puerta abierta.

Poder cerrarse
dar pruebas de naturalezas
floreciendo en brotes de primavera
coronar los colores
que ciegan cuando despiertan,
para acabar oscureciendo
el ámbar negro del sueño
donde la noche ha amanecido,
encontrando al carcelero aquel que la puerta cierra.

Cada desnudar de la vida a la mañana
regala señales que anuncian el principio de los tiempos.


Fotografía de Esther Rivera

viernes, 7 de noviembre de 2008

SERPENTINAS EN LAS ESTRELLAS

A tu lado
algo de luz se desliza
cuando rompen las palabras
que la boca no revela,
en raíles de letras
asombradas del asombro
al responder cuando las hablas.

A tu lado
siento como desperezan
si rilan las estrofas
detrás de una estela
de ilusiones iluminadas,
por calles repletas de decires
en ecos que siempre te callas.

A tu lado
allá en la cima de la esperanza
se ven caminos perseguidos
y versos amantes de la misma estrella,
saboreando hojas de libros
salpicadas de silencios
escritas con cielo de planetas,
cometas y galaxias,
soles de todas mis cartas.

Contigo
la música acunada
rompe de temperamento los días
cada vez que le pongo a tu nombre alas.


Fotografía de Esther Rivera

miércoles, 5 de noviembre de 2008

BOSQUES DE NIEBLAS


Cuando vi que tenías
ojos de miradas abiertas
y que no rondaba
en los límites de tu alma,
busqué en los caminos
veredas no transitadas
luces en las noches de estrellas
señales que a ti me acercaran.

A tu vera nacían
escurridos ríos de sueños
límites de distancias,
pasos altos y difíciles
acantilados sin escalas,
cercados de altos muros
rodeada de heridas alambradas.

Decidiendo si habría que saltarlas
miraba las nieblas ciegas,
con manos abiertas
con anchos abrazos que te abrazaran,
para hacerme un sitio
en la estrecha puerta de tu casa.

Tropecé sin sigilo
con una llave de esperanza
y con letras herramientas
que trajeran a mi mente tu cara.

Cuando vi donde estabas,
que no te alejabas
y que mi sombra no te asustaba,
mis pasos solo me llevaron…
a encontrarte en las palabras.


lunes, 3 de noviembre de 2008

EN LOS BRAZOS DEL REFLEJO

Abriendo luz en los ojos
prendemos rayos de magia
para pensar en nosotros,
descorchando la claridad
a los amaneceres rotos
dejando de par en par las ventanas.

Abrazados de acantilados
en la línea de una ráfaga,
decidas lo que decidas
serás lo que sentirás
logrando lo logrado,
respirando lo que respires
lloverá aire de miradas,
mientras los silencios
empañados y somnolientos callan.

Agotando al tiempo
en el cálido refugio
del albero de tus pestañas,
esquivando el embate
de tus pupilas escalonadas,
escuchando
los sueños con que sueñas
creando tu imagen exacta,
vocalizando
las ilusiones en las palabras.

Arrastradas nubes de viento
que encapotan tus rastros
donde quieras que vayas
y destrás de la sombra
todo acaba,
nada queda de la nada
murmurando
humeando sangra
la llama que se apaga.

Así son los sueños quemados en luces de velas enceradas.


Fotografía de Esther Rivera