domingo, 19 de febrero de 2012

FUGA DE Mí



Voy a dejar que mi corazón vuele
precipitándose en copos de realidad,
manso, sobre orillas de una tarde,
con el alma partida por su mitad
y el anhelo por encontrarla,

voy a dejar que se marche
en el hálito del fragor de un verso,
que viaje apacible, en soplo suave,
tras las fronteras de aquel beso
tendido en el temblor de unos labios,

voy a dejar que se aleje
entre las letras que se alzan,
altivas, de tintas recargadas,
que con las manos se lanzan
cuando piensan en tu nombre,

voy a dejar que se me escape
para que aprenda como se olvida,
ardiendo como la llama, casi llorando,
el goce de su segunda vida
sabiendo como se ama a la esperanza.






3 comentarios:

escuchando palabras dijo...

Comenzar un domingo leyendo esta poesia es lo mas! besos

Luciernagadeluz dijo...

Como me gusta regresar y comprobar que sigues siendo tan sublime como siempre poeta, como me gusta regresar y encontrarme con ese compás que acompaña tan bellos versos....Voy a dejar a mis alas que sigan volando .. Graciasssss.. Un beso grande poeta

Amanteceres dijo...

Agua profunda...

Agua profunda,
corriente que, sin ver jamás el monte,
sin conocer la selva,
diriges a tierra el mar,
el ciego.
agua en que mil formas me encuentras
siempre más libre que la luz del sol.
Carmen Boullosa.

Un beso desde mis Amanteceres.