lunes, 2 de agosto de 2010

RIGUROSA LIBERTAD


La puerta abierta
y un cielo sin suelo
en enjambre de duelo
desolada en las estrellas.

Siguiendo a las estelas
enraizadas por la tierra
y con los aires de la sierra
revolviéndose en mis letras.

Sales y entras
creciendo en mi jardín
de un testero de alto paladín
usando la tinta por muletas.

Vuelas y flotas
en frases hechas estancias
esquivando a las distancias
completando mi alma incompleta.

Apareces y te escondes
en ambos lados de un puente
brotando del caño de una fuente
en aguas de palabras dispuestas.

Lloras y ríes
mirando mis manos vacías
agrietarse con el paso de los días
con sensaciones descompuestas.

Pasarás trotando
en algarabía por mi vida
sonriendo entretenida
en versos de flores muertas.

Ir siempre de vuelta.

Fotografía de Gemma

3 comentarios:

*Luna dijo...

Un bellisimo poema
un beso

ángel dijo...

Gracias por este poema y por tu recorrido por mi blog, donde eres bienvenido siempre.


Saludos...

ELWIMG dijo...

Caprichoso es el destino, unas veces vamos otras venimos, mientras, nos llenamos de vida...

Me gusta la foto.

Besos