miércoles, 21 de noviembre de 2007

DESTINO IRREVOCABLE

Mi alma lo grita, no escribas,
que las puertas del miedo abiertas

han dejado pasar el pesar,
palabras que un viento arrastra
a secos versos por arreglar.

El grito se ha ido extendiendo
siempre con el mismo mendigar,
repetida chispa de verdad,
instantes que creen los imposibles
esperanzas acabadas de ahogar.

Letras que se han vuelto heridas
partículas de tiempo sin hablar,
ecos de tibia claridad,
esperas de almas infinitas
estrofas escritas sin pensar.

Alma, grito y letras
unidas tanto, aun hoy, aún hay,
que no te dejan escapar,
no te duelas porque me duele,
pero lo escrito, escrito está.

Fotografia de Pedro Garcea

2 comentarios:

Lito dijo...

Lo escrito ya esta escrito... lo pensado queda para mi.Sigue MARQUES.
Un beso.

bruja dijo...

El destino es muy caprichoso y las cosas no pasan por que si.Todo forma parte del destino aunque a veces vamos contra el, pero al final el siempre puede. LIBRO , ME ENCANTA ESTA POESIA , ADELANTE CAMPEON. BESOS