lunes, 25 de junio de 2007

SENTENCIOSO

No saber de sí mismo, es vivir, porque invita a conquistar nuevos perfiles.

Que se mueve dentro de las cosas,
para que te persigan y mirar al frente.
Que se pierde con el paso de las horas,
para encanecernos y esperar caer la nieve.
Que se mira en la planicie de las hojas,
para emborronar letras y dejarlas marchar.
Que se palpa en la piel de las mariposas,
para sentirse eternas y cerrar los ojos.
Que se escucha en el alma de las personas,
para dejarlo todo y sin nada volar.
Saber de sí mismo, es pensar.
Vivir es saborear y sorprenderse…

3 comentarios:

Lito dijo...

Está¡ pero yo le hubiera pusto comas en algunos lugares
sigue.CADA VEZ SON MEJORES. Cabroncete...
un beso lito

Rodrigo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
bruja dijo...

Sobre todo sorprenderse,cielo.
Me gusta mucho, sigue asi campeón.