lunes, 10 de septiembre de 2007

ESCONDITE DE IDEAS

¿Cuántos son los caminos que secuestraron nuestros pasos?,
con los miedos,
mentiras esclavas de las heridas,
con los silencios,
bocas huérfanas de sonrisas,
con los espacios,
ausencias robadas al tiempo.

¿Cuántos son los cielos que amaestraron nuestros ojos?,
con las caricias,
sombras de manos acariciadas,
con las miradas,
imágenes jamás imaginadas,
con los roces,
sangre excitada de sentimientos.

¿Cuántos son los mundos que tendré que descubrir?,
con las esperas,
instantes nacidos de esperanzas muertas,
con los sueños,
ilusiones encendidas de inventadas siluetas,
con la quimera
que sería encontrarte por primera vez.

4 comentarios:

ANÖNIMO dijo...

cada poesia que escribes,es como escuchar música celestial,solo hay que leerte para saber, que detras de ti hay un angel,nadie expresa tanto amor como tú en cada frase que escribes,.........no cambies

Caminantes en Aranjuez dijo...

El camino se hace más agradable cuando en la mochila, además de la cantimplora, los prismáticos,la cámara de fotos y las viandas para el camino, uno se encuentra con algunos de tus versos....que los llevó...y se leen en los descansos,y con ellos también se refuerza y descansa el espíritu, mientras se recuperan las fuerzas........hacemos juntos el camino, aunque no lo estemos...

bruja dijo...

Que bonito Victor.Gracias por ser como eres, algun dia me gustaria poder abrazarte.

Anónimo dijo...

bellísimo